Cuentos en quechua

Cuento de Ukuku

Cuento en quechua traducido al esàñol, cuento cortos para niños. Son cuentos tradicionales que se transmiten de manera oral.

Ukumari wayna warmita suakusqa, urqu patamansi apakusqa, ukukupas warminpas sall urqu tuqupis tiyasqaku, chay warmiqa wasintas cutimuyta munasqa, mana atispas llaquikusqa
Huk punchaw chay warmi ukumaripa churinta wachakusqa, chay wawaqa ukumaripa churinsi kasqa, supay kallpayuk

Huk punchaw ukumariq churin waynaña kasqa, chaysi mamanta qawasqa llakikuspa tapusqa
Imanaqtintaq llaquisqa mamay kanki.

Taytaykiwan nuqawan mana allinpichu kaiku, chaymi mana wasiyta cutunayta munanchu
Wayna ukukuqa mamantas uyariqa, supayta piñakusqa, inaspansi nisqa “nuqaqa tayta wañuchisaq kaipi suyaway”

Chaymantas wayna ukuku tayta maskarisqa, chaysi huk punchaw taytanta tarisqa inaspansi wanuchisqa
Chaymantas ukukuqa mamanta makasqa ” taytayta wañurkachini” nispa, chaymantas wayna ukukuwan mamawan kutisqaku llaqatanma, chay llaqatapiqa wiñaytas kusikusqaku

Traducción

Cierto  día un oso robo a una joven mujer , se lo llevó hasta la cima del cerro, el oso y la mujer vivían en la cueva de un cerro salvaje, la mujer al no poder regresar a su casa, se encontraba triste. Un día esta mujer había dado luz al hijo del oso, este hijo era el hijo del oso quien poseía mucha fuerza

Un día el hijo del oso preguntó
¿Por que estas triste mama?
Tu padre y yo no estamos bien, por esta razón tu padre no quiere que vuelva a mi casa.

El joven oso escuchó a su madre muy atento, se ofusco muchísimo y dijo, yo voy  a matar a mi padre, espérame aquí madre, luego el joven oso se puso a buscar  a su padre, hasta que un día lo encontró a su padre y lo mató, entonces golpeó a su madre diciendo “mi padre está muerto”, entonces el joven oso y su madre volvieron a su pueblo, y vivieron felices.

(Pablo Carreño y Roberto Zariquiey)

  Cuento Puky pucuycha

Cuatro de la mañana dos aves (pucuycha)  conversan,   uno de ellos pregunta al otro que  era su compadre. -Compadre en mis sueños estuve bailando
-Tiene que cuidarse compadre responde, por que ese sueño no es bueno

Ya en la madrugada los compadres divisaron a varios arrieros que se acercaban, mientras los compadres seguía hablando, al rato uno de ellos pronunció.

Compadre  mira aquellos arrieros, se les hizo tarde anda acércate y dale la señal de la hora, y como de costumbre uno de las aves se acercó a los viajeros y se puso a cantar; pucuy pucuy, pucuy pucuy, pucuy. Uno de los arrieros apenas lo vio saco su honda apunto al ave y de un solo hondazo lo mató.

Por la tarde los arrieros acamparon en un tambo en donde preparan su cena, sacaron la ave muerta  las desplumaron lo limpiaron  y le echaron al agua hirviente en donde se puso a  bailar.

Cuento del sonso

El cuento del sonso tiene  dos personajes principales, compuesta por el Sonso y su mujer que viven en algún lugar de la sierra peruana, esta fábula antiguo que se transmitió de manera oral de los abuelos hasta nuestros días tiene como paradoja, de como tonto adquiere mucho dinero sin haberlo deseado.

Cuento Zorro y el ratón

Cuentos en quechua y su traducción al español.

cuento en quechua
Traducción
cuento en quechua

Cuento de la zorro y la wallata

Había una vez, en un día soleado, una huallata que caminaba orgullosa junto a sus polluelos cerca de una laguna. La mamá zorra, desde lejos, admiraba la belleza de la huallata y sus pequeños. Con curiosidad, se acercó y le preguntó a la huallata: “Señora huallata, por favor, ¿por qué las patitas de sus pollitos son tan coloraditas?”.

La huallata, llena de orgullo, respondió: “Las patitas de mis hijitos son tan coloraditas porque yo las he tostado en ceniza y fuego dentro de un horno. Tú también hornea a tus hijos, para que sus piececitos sean coloraditos. Cuando escuches que revientan, vas a decir: ¡pinta!, ¡pinta!, ¡pinta!”.

La zorra, creyendo en las palabras de la huallata, regresó corriendo a su casa y horneó a sus cachorros. Mientras el fuego crepitaba, ella repetía: “¡pinta!, ¡pinta!, ¡pinta!”, tal como le había dicho la huallata. Sin embargo, al sacar a sus cachorritos del horno, se dieron cuenta de que estaban completamente chamuscados. La zorra, asustada, lanzó un grito y fue rápidamente en busca de la huallata, preguntando: “¿Dónde está esa huallata?”.

La huallata, al verla, se alejó nadando hacia el centro de la laguna. La zorra, tratando de atraparla, empezó a beber el agua de la laguna. Desafortunadamente, bebió demasiada agua y terminó falleciendo. Así, la huallata se burló de la mamá zorra.

¿Qué aprendemos de esta historia, chicos y chicas? A veces, es importante no creer todo lo que nos dicen y pensar antes de actuar. La zorra aprendió esta lección de una manera un poco difícil, ¿verdad? ¡Espero que les haya gustado la historia!

Traducción

Ruphay p’unchawpi huk wallata purisqa wallatachankunawan qocha patapi, karumantas atoq qawamusqa wallatata, allillamanta ashukamusqa. wallatatas tapukun ¿imaynampin wallatachaykikuq chakim pukachallaña?

Wawaypan chakinqa pukayan ninapi kanasqan.  Qampas wawaykikunata kanaruy, chakichan pukayanampaq. kanaspayki uyarinki phataqta, uyriruspaqa ninki, pukayay, pukayay, pukayay.

Atoqqa cutirpansi wasinta apuraylla, chaymantas atoqchakunata hornopi kanarusqa, hunaymantas phatayta qallarin, chaysi atoqqa nisqa pukayay, pukayay, pukayay nispa. chaymantas wawachankunata orqoyta qallarin, chaysi atoqchakunaqa teqterapusqa, yanachalla, wakinqa uspamansi tukurapusqa

Atoqqa qaparinsi, waqayuspa wallatata maskayta qallarin, qocha ukupis rikurun, yakutas hukyayta qallarin, wallatata hapinanpaq, huk qochatas chakirachin, wallataqa huk qochamansi phawaykurun, atoq qatinsi, kaqmantas unuta hukyayta qallarin, chaisi wiksan phatarapun inaspa wañurunpun.

3 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *